lunes, 15 de octubre de 2012

Hazañas y aventuras del brigadier Gerard - Arthur Conan Doyle


Título: Hazañas y aventuras del brigadier Gerard
Autora: Arthur Conan Doyle
  
Páginas: 472

Editorial: Valdemar
 
Precio: 21,60 euros   

Año de Edición: 2007

Conan Doyle no es sólo el autor de las famosísimos casos de Sherlock Holmes, escribió muchos otros títulos, con un estilo admirable que le convierte en uno de los mejores prosistas en lengua inglesa.

Entre lo mejor de su producción están estas inefables historias de un brigadier del ejército napoleónico, publicadas originalmente en dos volúmenes, uno titulado hazañas y el otro aventuras. Son un ramillete de diciséis relatos deliciosos, magistralmente escritos, aparecidos en la revista inglesa Strand desde 1895 a 1903. Unas aventuras con un ritmo trepidante, imaginación, algo de suspense y sentido del humor.

El protagonista, Gerard, es un oficial de húsares valiente, noble, algo presumido, fanfarrón, humano y no demasiado inteligente, del que se sirve Doyle para ironizar sobre sus vecinos los franceses y los rasgos más típicos de su carácter con un finísimo humor. Para nosotros resulta curioso que la acción se desarrolle en España, durante la Guerra de la Independencia, por eso se ve la sileta de la Basílica del Pilar de Zaragoza en la portada. Sobre esa contienda, el punto de vista español consagrado es que el pueblo español se levantó en armas y con palos y piedras expulsó al francés invasor, mientras que los británicos piensan que, con la ayuda del hostigamiento y desgaste provocado por los guerrilleros españoles, fueron ellos quienes los echaron.

La ambientación histórica está muy lograda y es que el autor se documentó leyendo memorias auténticas de soldados de la época. En suma, una colección de relatos históricos excelentes, en los que se trasluce, a pesar de las bromas, una innegable admiración, teñida de romanticismo, por Napoleón y por sus ejércitos.

Arthur Conan Doyle (Edimburgo, 1859-1930) tenía un padre alcohólico y su madre le envió a un colegio jesuita como interno como vía de escape al ambiente familiar. Luego estudió medicina, se graduó como médico naval y conoció al escritor tambien escocés J. M. Barrie, el creador de Peter Pan.

Ya en la Universidad escribía relatos. Abrió una consulta en Portsmouth, pero como tenía poca clientela se dedicó a escribir y a practicar el rugby, el fútbol, el golf y el boxeo. Probó con la oftalmología, pero también fracasó estrepitosamente, no tuvo ni un solo paciente (por suerte para nosotros), lo que le dejó todavía más tiempo para escribir. A los ventiocho años publicó la primera aventura de Sherlock Holmes, «Estudio en escarlata», que le hizo famoso y le permitió dedicarse a la literatura. Luchó en la Primera Guerra Mundial como soldado raso y no ganó ningún premio literario, pero nos dejó una extensa obra literaria, con más de sesenta títulos, de la que los libros de Sherlock Holmes son sólo una pequeña parte. La novela y los relatos históricos fueron una de sus especialidades.

Arthur Conan Doyle

Publicado por Antonio F. Rodríguez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada