lunes, 29 de agosto de 2016

El jardín colgante - Patrick White


Título: El jardín colgante
Autor: Patrick White

Páginas: 192

Editorial: Tres hermanas

Precio: 17 euros 

Año de edición: 2016

Esta curiosa novela, en realidad un texto inacabado, fué escrita por este autor australiano durante los diez meses anteriores a su muerte. Libro póstumo que ahora se publica en España y que sirve de colofón y cierre a una carrera literaria intensa, de suma y resumen del buen hacer de un escritor de oficio, muy apreciado por la crítica.

Cuenta la historia de dos niños, Eirene y Gilbert, refugiados durante la Segunda Guerra Mundial en casa con jardín de una extraña señora que vive a las afueras de Sidney. Entre los dos menores irá creciendo una curiosa relación que se prolonga hasta la preadolescencia, muy bien descrita, con sensibilidad para los matices más profundos y psicológicos, que se convierte en el eje central del libro. 

Aparece el tema recurrente de la oposición campo-ciudad, civilización-naturaleza, que se me antoja típico de la cultura australiana, en un país que tiene algo de rural, en el que los antepasados suelen ser granjeros y colonos, y mucha gente no ha perdido del todo ese aura que da «ser de campo».

La forma de narrar es moderna y hasta cierto punto atrevida: indirecta, con un toque de experimentación y cambios continuos de narrador, el lector tiene la sensación de ir poseyendo sucesivamente a la mayoría de los personajes, conducido por voces que mantienen casi un monólogo interior, lleno de reflexiones. El lenguaje es a menudo indirecto y plagado de tintes poéticos. El resultado es una novela brillante, de calidad, en la que la historia se va construyendo a partir de fragmentos y se perciben las sensaciones y sentimientos de los protagonistas.

El que sea un texto incompleto hace que el desenlace sea abierto, sugerente y, la verdad, cuesta imaginar un final mejor para esta novela. Tiene frescura, originalidad y no se parece apenas a nada de lo que he podido leer lo que, en un campo en el que es cada vez más difícil innovar, creo que tiene mucho mérito.
   
Una buena ocasión para disfrutar de uno de los Premios Nobel menos conocidos y leidos. Una novela fenomenal que aborda con soltura y calidad el tema del tránsito de la infancia a la madurez a través de la historia de dos niños desubicados que crecen juntos y se enfrentan a una guerra lejana pero omnipresente, el sexo, el amor, elmundo adulto... un libro inacabado pero muy completo.

Patrick White (Londres, 1912-1990) fué un escritor nacido en Inglaterra, pero australiano de pura cepa, el único autor de ese país hasta ahora en obtener el Premio Nobel de Literatura. Por cierto, el dinero del galardón lo empleó en crear los Premios Patrick White para literatos australianos.

Hijo de un ganadero y agricultor, fué un niño enfermizo debido al asma, que casi no pudo asistir al colegio. Luego pasó unos años, que recordaba como muy malos, en un internado inglés, viajó por toda Europa y estudió Literatura en el King's College de Cambridge.

Publicó en Londres, en Nueva York y durante la Segunda Guerra Mundial trabajó para la inteligencia británica en Oriente Medio y Grecia. Al acabar la contienda se instaló en Australia y comenzó su mejor etapa de creación artística. Dejó doce novelas, dos libros de cuentos y ocho obras de teatro. Fué también un gran coleccionista de arte, especialmente de arte aborigen australiano.

http://www.theaustralian.com.au/news/inquirer/coloured-by-the-literary-richness-of-white/story-e6frg6z6-1226367246087
Patrick White en 1970 (Foto The Australian)

Pubicado por Antonio F. Rodríguez.

sábado, 27 de agosto de 2016

Rosas en el mar


Voy buscando la razón de tanta falsedad
La mentira es obsesión y falta la verdad
¿Qué ganarán? ¿Qué perderán?
Si todo esto pasara

Es mas fácil encontrar rosas en el mar
La la la la larara rosas en el mar
La la la la larara rosas en el mar

Voy pidiendo libertad y no quieren oír
Es una necesidad para poder vivir
La libertad, la libertad
Derecho de la humanidad,
Es mas fácil encontrar rosas en el mar

Es mas fácil encontrar rosas en el mar
La la la la larara rosas en el mar
La la la la larara rosas en el mar

Voy buscando un lugar perdido en el mar
Donde pueda olvidar del mundo la maldad
La soledad quiero buscar
Para poder vivir en paz
Es mas fácil encontrar rosas en el mar

Es mas fácil encontrar rosas en el mar
La la la la larara rosas en el mar
La la la la larara rosas en el mar

Corría el año 1967, poco antes del mayo del 68 y en las postrimerías del franquismo, cuando Massiel cantaba esta canción con letra de Luis Eduardo Aute. Hace casi 50 años y el mensaje resulta estremecedoramente actual. Pues eso. Rosas en el mar.

Massiel (foto CC BY-SA 3.0 NL Nationaal Archief) y Luis Eduardo Aute

Publicado por Antonio F. Rodríguez. 

viernes, 26 de agosto de 2016

El juego del diablo - Juan José Díaz Téllez


Título: El juego del diablo 
Autor: Juan José Díaz Téllez 

Páginas: 270 

Editorial: Autoedición 

Precio: 2,99 euros (libro electrónico), 12,83 en papel 

Año de edición: 2016 

Juan José Díaz Téllez (Málaga, 1969) es un autor que últimamente cuenta con la ayuda de Amazon desde que escribe la palabra «Fin» en cualquiera de sus novelas, hasta que el lector la lee, pasando por el diseño de la portada y la comercialización. Y como parte de la promoción que lleva a cabo, organizó el sorteo de un ejemplar en internet de su reciente novela, «El juego del diablo», y tuve la fortuna de ser el agraciado.

La novela, anuncia con ese título la aparición de alguna que otra sorpresa desde el principio y en sus primeras páginas ya hace presencia un demonio. Al otro lado, enfrente de él, se encontrará nuestro atormentado protagonista, Alex, que no es más que un pobre enamorado cuya Julieta ha desaparecido.

El juego en cuestión que ofrece Satanás, no es otro que evitar una sucesión de asesinatos cuyo número seis será el de la chica. Romeo «solo» tendrá que impedirlo antes de que llegue el día, pero... ¿sabrá cómo hacerlo? Obviamente, no.

Juanjo Díaz escribe una historia con un gusto cronológico exquisito, en el que los capítulos de corta extensión en los que se subdivide están ordenados con un acierto milimétrico. Da algunos saltos temporales y espaciales en ellos pero, su pensada distribución, en ningún momento despistará al lector que, muy al contrario, siempre estará ubicado y sentirá deseos de seguir leyendo.

El autor, después de una incursión en el mundo editorial publicando una novela en un sello del Grupo Planeta, ha optado nuevamente por la autoedición que ya conoce muy bien, y también por ambientar la novela en su Málaga natal. Juan José Díaz Téllez en su última andadura se ha decantado por caminar en senderos conocidos, aunque en «El juego del Diablo» ha puesto toda la carne en el asador y nos ha preparado un final espectacular. ¿Os atrevéis?
                       
Juan José Díaz Téllez
                        
Publicado por Jesús Rojas.

miércoles, 24 de agosto de 2016

La nación inventada - Arsenio e Ignacio Escolar


Título: La nación inventada
Autores: Arsenio e Ignacio Escolar

Páginas: 244

Editorial: Península

Precio: 24,90 euros

Año de edición: 2010

Que dos periodistas de prestigio, acostumbrados a informar de la actualidad y a opinar sobre ella, escriban un libro de Historia aderezado con sus opiniones, no deja de ser curioso y muy interesante. En principio el intento es atractivo y puedo asegurar que el resultado es muy ameno, directo, fresco y asequible. Creo sinceramente que los historiadores, más que criticar una posible injerencia profesional, deberían tomar nota de cómo contar las cosas de manera más entretenida y clara, y explicar ponderada y razonadamente los inconvenientes que presenta la experiencia, que alguno también tiene.

Vamos al libro. Trata, una vez más, de la sempiterna y a menudo burda manipulación de la historia que rodea el nacimiento de cualquier nacionalismo, ansioso siempre por justificar lo injustificable (que nacer a un lado de una raya imaginaria sea algo importante y motivo de orgullo). En este caso, el ejemplo que se toma es el nacimiento de Castilla como nación y núcleo de España, y la hipertrofia y falsedad de sus leyedas fundacionales.

Con tal motivo se repasa de manera resumida y muy agradable la historia de la peninsula, arrancando en el siglo IX cuando el Abad Vitulio utilizó por primera vez (que se sepa) la palabra Castilla, tierra de castillos, para llamar a lo que antes se conocía como Bardulia. Se repasa en parte lo que se sabe de la monarquía visigoda, que no era hereditaria, la aparición del castellano (año 1000 en las Glosas emilianenses), el esplendor de Córdoba en el siglo X, los 39 reinos de taifas y los reinados de los principales reyes cristianos hasta la decisiva batalla de las Navas de Tolosa (1212), en la que los reyes de Castilla, Aragón y Navarra derrotaron al ejército de Miramamolín y despeja el camino para que lo que hoy es Andalucía se pudiera reconquistar poco a poco.

Durante este recorrido histórico, excelente, bien escrito y muy interesante, se desmitifican las principales figuras legendarias de esa época: Almanzor, cruel y sanguinario, que no perdió jamás una batalla, su derrota en Calatañazor es bastante dicutible y desde luego, parece que no murió a consecencia de las heridas reibidas en esa batalla; el Cid era de familia noble, no de origen humilde, fué un guerrero muy notable, probablemente un mercenario, pero la Jura de Santa Gadea, su lealtad inquebrantable y el famoso destierro son una construcción posterior de una historia de la que no hay pruebas; el que la tumba del apóstol Santiago se encuentre en Galicia es una de las leyendas más increíbles que se cuentan y no se sostiene se mire por donde se mire; Alfonso X, además de sabio, era un gran forjador de mitos, animado por su vocación de llegar a ser gran emperador católico del Sacro Imperio Románico Germánico...

Como decíamos, el reportaje histórico es muy bueno y con él se aprende mucho, se desmitifican figuras legendarias, parece que con sobradas razones, y se ponen muchas cosas en su sitio. Pero adolece de los inconvenientes que tiene analizar lo sucedido hace siglos con la mentalidad actual.

Se concluye que toda nación es inventada, España también, de donde se deduce que tiene tanto sentido como Cataluña y que lo que debe ser decisivo no es la tradición, casi siempre falseada, sino el derecho a decidir de los pueblos. Si bien la primera parte es reveladora, denuncia la falsedad de muchos imaginarios colectivos y la tergiversación interesada de la Historia, la segunda ya no está tan clara. En ralidad, el derecho de autodeterminación solo se reconoce para colonias y en cualquier caso, los titulares de derechos son los individuos, no las colectividades.

En fin, un libro muy recomendable para aprender un poco de Historia, señalar algunas exageraciones y falsedades notables que nos han contado en el colegio y fomentar el espíritu crítico. Y una experiencia muy interesante de reportaje histórico escrito con pulso periodístico y amenidad. Estupendo. Seguiremos informando.  

Arsenio Escolar (Torresandino, 1957) estudió Periodismo en la Universidad Complutense de Madrid, ha sido subdirector de «El País» y de «Cinco Días», ha trabajado para «El Sol», «Diario 16» y Televisión española. Es el director del diario gratuito «20 minutos» desde su fundación en el 2000 y el presidente de la Asociación Española de Editoriales de Publicaciones Periódicas.

Ignacio Escolar (Burgos, 1975) comenzó su carrera periodística a los 20 años y desde entonces ha hecho casi de todo en el mundo del periodismo: ha sido blogero. músico independiente, escritor, ha colaborado en varios periódicos, revistas, radio y televisión, ha trabajado en Telecinco y fué director de «Público» desde su fundación y durante año y medio. Desde el 2012 es el líder y el director de diario.es

Arsenio e Ignacio Escolar, padre e hijo
  
Publicado por Antonio F. Rodríguez.

lunes, 22 de agosto de 2016

Etimologicón - Javier del Hoyo


Título: Etimologicón
Autor: Javier del Hoyo

Páginas: 240

Editorial: Ariel

Precio: 18,90 euros

Año de edición: 2013

Damas y caballeros, aquí tenemos el inefable y nunca bien ponderado «Etimologicón», ameno y sorprendente tratado informal de etimología en forma de párrafos ligeros, de fácil lectura y mucho provecho. El libro se divide en 33 capítulos que abordan otras tantas familias etimológicas, cada una de las cuales emparenta términos de lo más insospechados.

Porque, en princpio, ¿qué tiene que ver un calamar con una calamidad?¿el hidrógeno con el maligno?¿un príncipe con el regazo?¿una bicicleta con una enciclopedia?¿el bíceps con el grado de cabo?¿o los acordes con un cardumen? La respuesta está en su etimología y por lo tanto, en su significado más profundo y conceptual. Porque rastrear el origen de las palabras equivale a averigüar porqué se llama a cada cosa por un nombre determinado y no por otro, de donde se aprende mucho de su significado e intención.

En este libro se demuestra: que prácticamente todo nuestro vocabulario proviene del latín y del griego, dos idiomas que arrastran una cultura poderosa y vasta, y en menor medida del árabe; que resulta de gran utilidad el saber griego y latin (antes se decía «ése sabe latín» para decir que era un sabio); que cada palabra conlleva matices, resonancias y reminiscencias que modulan su significado, cosa que saben aprovechar los poetas para crear diferentes efectos, y que el lenguaje es realmente una enciclopedia resumida y plegada, como sostiene José Antonio Marina

Por eso es tan importante cuidarlo, tratar de manejarlo con precisión y propiedad, porque cada uno de lo que pueden parecer pequeños detalles puede tene un sentido y una lógica que se nos escapa. uestra lengua es el compendio de nuestra cultura y nuestra memoria, por eso creo que nos jugamos tanto al utilizarlo bien o descuidadamente. 

Volviendo a este volumen, todo en él es ameno y entretenido, utiliza un lenguaje llano y asequible para mencionar todas las palabras que comparten una misma raíz y por lo tanto, un significado de alguna manera conectado. Una introduccion estupenda a la etimología, una ciencia fabulosa que nos muestra a veces cosas tan bonitas como que «enciclopedia» significa «niños sentados en círculo» (para aprender algo, se supone) o que «cantimplora» viene de que al veter agua, canta (hace ruido) y plora (llora).

Una obra maravillosa que deberíais tener todos a mano para echarle un vistazo de vez en cuando y leer un capítulo. De verdad que proporciona innumerables placeres intelectuaes y es una verdadera gozada.

Javier del Hoyo es doctor en Filología Clásica por la Universidad Complutense de Madrid y Profesor Titular de Filología Latina en la Universidad Autónoma de Madrid, donde imparte, desde 1984, lecciones de Latín medievalMitología clásica y Epigrafía latina fundamentalmente. 

Es redactor habitual de la revista «Adiós», donde dirige dos secciones: La muerte en la Antigüedad clásica y Diccionario funerario. Colabora también habitualmente en la revista «Stilus», con una sección sobre etimologías. 
   
Javier del Hoyo
             
Publicado por Antonio F. Rodríguez.